San valentín en los negocios

Share the Post:

En esta ocasión, me encuentro con que es el día de San Valentín. Al principio, pensaba pasar de largo, sin prestarle atención, pero después de reflexionar un poco, creo que es importante hablar sobre el amor.

Y, cómo no, hablar del amor a los negocios. Ser emprendedora o empresaria implica recorrer un camino lleno de amor, pasión, frustración y todo lo que conlleva una relación.

Nuestros negocios nos llevan a extremos; nos brindan alegrías, momentos gratificantes y grandes sumas de dinero. Recuerdos y contactos. Pero también, en algunos casos, nos pueden jugar una mala pasada, todo lo contrario a lo que esperábamos. No quiero decir que sea una mala relación, pero sabemos que con el tiempo, el estado de ánimo con el que vivimos el crecimiento de nuestro negocio puede variar, mutar y experimentar distintos sentimientos respecto a lo que hacemos.

Ser emprendedoras es un recorrido largo, que puede tener impulsos o retrocesos, pero seguimos adelante, sin bajar los brazos, sabiendo lo que queremos ser, hacer y lograr.

Por eso, me pareció interesante escribir este artículo, donde voy a tomar como ejemplo uno de mis negocios. Durante 11 años, le dediqué toda mi energía, pasión, lo hice crecer, lo destaqué y estuve enamorada de él durante mucho tiempo. Este amor fue cambiando a medida que encontraba nuevas oportunidades, visualizaba el futuro, mi futuro. Ahí es donde surge la pregunta: ¿Qué es lo que realmente quiero para mí? Y ahora te pregunto: ¿Qué es lo que realmente queres en el mundo de los negocios?

Este negocio está atravesando una transformación, un proceso de mutación, un análisis continuo de cómo seguir. En este momento, puedo decir que me siento profundamente enamorada y apasionada por lo que hago, por lo que elijo hacer. Además, de crear esta maravillosa comunidad junto a mi compañera de toda la vida, Ornela, también decidí continuar con mi rol de social media manager, una actividad que me enamora, me apasiona y me llena de buenos sentimientos y ganas de llevar adelante negocios que necesiten un impulso estratégico y planificado.

¿Cómo iba a dejar pasar la fecha de San Valentín cuando se trata del amor, de lo que me apasiona, del amor por emprender, por ser mi propia jefa, por ir más allá del autoempleo, de tener mi negocio funcionando, de pensar estratégicamente para que los negocios trabajen por mí y no yo por ellos? ¿Alguna vez te lo has planteado?

Debo confesar que esta comunidad me tiene enamorada. Me encanta todo lo que hacemos, las propuestas que vamos generando semana a semana o mes a mes, y las oportunidades que se presentan. La decisión de retomar mi actividad como social media manager se debe a la inspiración que he obtenido de todos los episodios de podcasts que hemos grabado. El contenido generado me ha despertado y motivado, me ha dado ganas de ir por más, desafiar mis propios objetivos y las metas que ya he alcanzado.

Soy una persona inquieta, curiosa, que genera sus propias oportunidades. Por eso, decidí sumarme a esta movida, al igual que muchas mujeres que están aprovechando esta oportunidad. Quiero ayudar a otras mujeres a ver más allá de lo que tienen y de lo que pueden lograr. Quiero despertar esa chispa en cada una. Quiero que mis conocimientos sirvan para potenciar otros emprendimientos, negocios o profesionales, y ¿por qué no? Pymes y empresas de mujeres que necesitan ordenar sus estrategias para multiplicar sus ventas en Internet.

Todo esto es amor para mí. Esto es San Valentín. Es festejar y celebrar la pasión por lo que hacemos, lo que elegimos, por haber encontrado nuestro camino y nuestras estrategias que nos permiten vivir de lo que nos gusta, manejar nuestros propios tiempos, tener una agenda acorde a las oportunidades que se presentan. Hemos creado autoridad en nuestro sector, siendo reconocidas como profesionales del marketing, estrategia, ventas, comunicación y diseño. Y sumamos a esto el valor de los infoproductos, productos digitales de venta masivaPara mí, esto es amor: poder equilibrar el trabajo, la familia, la pareja, hijos y generar una armonía para que todo funcione lo mejor posible. Claro que no siempre sale como una espera o desea, pero si podemos equilibrar, es más fácil.

Este artículo surge de la mano de “Conecta con nosotras”. A pesar de que todavía no hemos llegado al primer año de proyecto, hemos logrado fabulosas transformaciones en mujeres. Y sin dudas, Orne y yo también estamos en una constante transformación, al igual que todas las mujeres que forman parte de “Conecta”. Cambiamos nuestro panorama y nuestros objetivos constantemente. Y por supuesto, debo agradecer el compañerismo permanente de Orne, en este proyecto, ideas, en todo lo que nos hemos propuesto en estos últimos 15 años. Siempre ha sido mi compañera, nunca me ha dejado sola y hemos logrado grandes cosas juntas. Tuvimos éxitos y también fracasos que nos han enseñado a corregir lo que sabemos hacer.

Por eso, en este 14 de febrero, San Valentín, lo festejo y lo celebro con entusiasmo, invitándote a vos y a todas las mujeres que lean este artículo a que amen lo que hacen: sus emprendimientos, sus trabajos, sus empresas, sus ideas y proyectos.

Te invito a vivir la experiencia de ser una mujer conecta. En este enlace encontrarás mucha información de interés que te unirá a nosotras. Quiero unirme a la membresía

También te invito a que te sumes al grupo gratuito de WhatsApp, donde esta experiencia se hará realidad, ya que del otro lado hay más de 100 mujeres que forman parte de esta maravillosa comunidad en línea. Unirme al grupo de WhatsApp Ahora

¿Te gustaría tener una sesión personalizada conmigo? ¿Dónde abordemos tu negocio de lleno para aplicar estrategias de valor que impacten en tu negocio y te ayuden a lograr tus objetivos? Ahora es posible. Reserva una cita conmigo y afinemos los detalles en privado. Reservar cita con Flor

Con amor y determinación,

Flor de Conecta

Loading

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Unite a nuestra comunidad Gratuita